Entrevista a Newton Briones Montoto (I): “Soy un cruzado por la Historia de Cuba”


newton-briones-montoPor: Yohan González Duany

Mediante un buen amigo y compañero de trabajo, a inicios de este año llegó a mis manos un pequeño libro con una portada muy peculiar. Bajo el nombre de “Aquella decisión callada” la obra es un retrato descriptivo de los sucesos de la llama “Revolución del 30” desde el acercamiento a las figuras de Antonio Guiteras, Fulgencio Batista, Gerardo Machado y Benjamin Summer Welles.

Motivado tras la lectura del libro, durante una conferencia sobre Eduardo Chibás realizada el 26 de junio del 2013 en la sede de la UNEAC en La Habana tuve la oportunidad de conocer al autor del libro, el historiador Newton Briones Montoto. Minutos antes de comenzar a dictar su conferencia, en la cual él ejercería como conferencista, abordé a Newton y le pedí me concediera la oportunidad de hacerle una entrevista. Una semana después, me recibía en su estudio ubicado en su casa. Sentados uno frente a otro, nos sumergimos en una charla de tres horas entre dos generaciones de cubanos amantes de la Historia, la verdad y la polémica.

Yohan González (Y.G): Comencemos hablando de su libro “Aquella decisión callada”. Tengo entendido que salió a la luz en el año 1998, la última reimpresión del mismo fue en el año 2005. ¿Qué recepción tuvo el libro una vez que salió a la luz?

Newton Briones (N.B): Muy buena, se agotó enseguida. Mira yo tenía un amigo que ya murió, era un tipo brillante, con una chispa tremenda, se llamaba Martín -le decían “El Manco Martín”. Él tenía los brazos medio “chivados”, y eso parece que lo había obligado a buscar equilibrio con los demás, bueno eso pienso yo; también que había problemas en su infancia, pero era un tipo muy polémico con ideas brillantes, de esas que espantaba a la gente por lo directo que era el Manco Martín, era todo un personaje. Realmente pueden existir personas parecidas pero Martín era un personaje único para los que lo conocimos. Te estoy dando toda está introducción porque Martín y yo siempre rivalizábamos. Él estuvo presente en la Biblioteca Nacional cuando se hizo la presentación de “Aquella Decisión Callada”, y a los tres días me llamó. Me dijo: “oye el libro es muy bueno”.

La presentación la hizo Jorge Ibarra, el cual está considerado como el decano de los historiadores. Recuerdo que dijo que: “toda esta etapa yo no la conozco, no la he estudiado, yo lo que sí sé es que usted coge el libro y no lo puede soltar. Con Newton han terminado las historias aburridas”.

Y.G: ¿Cuántos años de investigación le llevó el libro?

N.B: “Aquella decisión callada” me llevó dos años, fue “General Regreso” el que más tiempo me llevó, seis años.

Y.G: Antes de leer su libro no conocía con profundidad el Antonio Guiteras que usted nos presentó, un Guiteras humano. ¿Cree usted que es necesario rescatar a ese Guiteras humano?

N.B: No, yo no creo que haya que rescatarlo. ¿Por qué Guiteras a pesar del tiempo siguió creciendo?, está fue una pregunta que yo me hice en una ocasión para poder dar una Conferencia que me pidieron. Se llamaba “Vigencia de Antonio Guiteras”. Su vigencia radica en que él vio algo que nadie había visto, sobre todo el antiimperialismo. Hay algo que no está trabajado, las ideas antiimperialistas cuando tú las empiezas a ver son muchas: el Partido Comunista (PC)[1]  tenía su visión antiimperialista, Mella tenía su visión, el Che discrepaba con la estrategia de coexistencia pacífica que proponía la URSS.

Y.G: ¿Usted separa la visión antimperialista del Partido Comunista cubano a la visión de Julio Antonio Mella?

N.B: Bueno él tenía otra visión, que se aproximaba la del Partido, pero tenía algunas diferencias. Yo he pensado hasta incluso escribir sobre las diferentes formas de antiimperialismo. Pero la más acertada fue la de Guiteras. Yo esbozo algo de esto en un artículo que publiqué hace muy poco en Espacio Laical dedicado a Ramón Grau San Martín en la revista “Espacio Laical”. Allí doy mi visión sobre el antiimperialismo: Nosotros queremos el desarrollo del país, nosotros queremos que el país progrese. Lo primero que debemos pensar es que hay que rescatar la soberanía económica, que no significa pelearse con los EE.UU, o pelearse si es necesario.  ¿Cómo te vas a proponer un programa que discuta si es mejor el socialismo o si es mejor el capitalismo si tienes a alguien que se está llevando el dinero?

De izquierda a derecha: Guiteras, Batista y Grau.
De izquierda a derecha: Guiteras, Batista y Grau.

Y.G: ¿Cree usted que si Antonio Guiteras hubiera sido presidente hubiera marcado una diferencia para su tiempo en las relaciones con los EE.UU?

N.B: Eso es anti histórico. Lo único que si es verdad es que Guiteras y Grau San Martín coincidieron en ideas, esa es otra verdad, y la gente no quiere aceptarla.  Lo han puesto (Grau) como un monigote. Tampoco era un hombre perfecto, tenía imperfecciones. Fue alguien que a pesar de ser un hombre rico lo tiró todo por la borda y no juramentó sobre Constitución de 1901 porque esta contenía como apéndice a la Enmienda Platt,  fue el primero en hacerlo. Además llevó a Guiteras como secretario de Gobernación. ¿Tú puedes llevar a tu Gobierno a un ministro que no sea afín con tus ideas?

Las palabras de Guiteras expresan las coincidencias en ideas, en su artículo Septembrismo expresa: “Yo tengo la satisfacción de haber llevado a la firma del presidente Grau los decretos que atacaban más duro al imperialismo yanqui”.

Y.G: A la hora de hablar de Grau, sus detractores siempre lo atacan por el tema Alemán y las acusaciones de corrupción.

N.B: Murió pobre y tú no quieras saber por las situaciones que pasó al final de su vida. Finalmente tuvieron que reconocer que no había robado. Primero, es un hombre de unas características personales que no resultan comunes. Hay varios hechos. El caso Batista es un ejemplo. No lo mata, lo perdona a pesar de que Batista cometió una insubordinación que acabó con el Gobierno de los Cien Días. Después, cuando sale Presidente en el 44, le dice a Batista: “Yo no te doy protección”, en vez de decirle “te doy protección” y haberle hecho un juicio por su responsabilidad en la caída del Gobierno de los Cien Días.

Era un tipo demasiado flexible y tolerante para una época donde era necesario ser algo más drástico. No quiero hacer juicios anticipados. Y ahí es donde tengo mis dudas. Eso es lo que le enjuiciaría, porque con tipos como Batista, no tenía que matarlo, pero tenía que botarlo del Ejército, sucediera lo que sucediera.

Grau era un profesor de la universidad, cosa que la gente desconoce. Él no tiene las características de la mayoría de los cubanos, no es un tipo de temperamento. Él decía que las acciones contrarias había que combatirlas con más libertad.

Y.G: ¿Está bien estudiada la figura de Grau?

N.B: Es necesario que otros opinen, expongan sus juicios. Es necesario discutirlo para sacar la verdad. Cada época tiene su necesidad, como lo fue la lucha por la independencia de España. Querer seguir después, con ese mismo objetivo, sería absurdo. Después viene la lucha por quitarse de arriba al imperialismo.

Guiteras es consecuente con esta idea del antiimperialismo. Me he preguntado cómo es posible que para el cargo más importante no exista una escuela. ¿Dónde se estudia para presidente?, en la universidad no existe la carrera. Sin embargo, para dirigir un país se necesita, además de habilidades políticas, saber de economía, estadísticas, historia y un sinfín de materia necesaria para dirigir un país. Tú te das cuenta que no, sino vamos a coger a todos los presidentes que ha tenido el país y preguntarle a que universidad fueron. Sin una escuela, ¿dónde aprendieron a dirigir? Es necesario tener un sentido de la economía de un país y de cómo echarla para adelante.

Y.G: Nuestros presidentes han sido una muestra de la diversidad. Desde académicos o gente tan culta como Grau o Zayas hasta gente “bárbara” como Batista o Machado.

N.B: Bueno, te voy a decirte algo, este es otro artículo a desarrollar, tendría que hacerlo. Lo titularía: Nuestro país ha fluctuado entre la vanidad y la codicia, esta es la historia de nuestro país. Escasos son los espacios en que no estuvo moviéndose entre esas dos emociones. La Guerra de Independencia, es uno de los pocos momentos donde no estuvo ni la vanidad ni la codicia.

La codicia se mantuvo durante 400 años, la época de la metrópoli y la colonia. Vinieron a Cuba a llevarse el dinero y no le importaron ni los indios ni los hijos de los propios españoles nacidos en Cuba. José Antonio Saco lo dice en una frase: “¡la verdad que no nos quieren y nunca nos van a querer!”.

Después vinieron los gobiernos de la República, los generales y doctores. Realmente habían luchado y hay que respetarlos por su lucha. Algunos como José Miguel Gómez conocido como “Tiburón”. Para gobernar tenía que repartir el pastel. Tenemos a Machado, la vanidad en grado superlativo. Batista es la codicia superlativa. Son ejemplos de codicia y vanidad.

Fulgencio Batista junto a Eisenhower.
Fulgencio Batista junto a Eisenhower.

Y.G: Hablemos de Fulgencio Batista, de su etapa antes de ser el “Batista dictador” que todos conocemos. Usted se acerca a un Batista que, al menos para mí, era desconocido, Beno el  muchacho con sueños que salió Banes. ¿Era Batista un hombre antimperialista?

N.B: No, Batista no era antiimperialista, él pasa a ser imperialista porque sabía que con la ayuda de los norteamericanos podría hacerse con el poder.

Batista era primero él y su codicia, incluso por eso él piensa que puede gobernar, que puede tener el control absoluto. En el libro de Guillermo Jiménez (Los Propietarios de Cuba) se demuestra que era uno de los hombres más ricos, sin embargo de esto poco se habla. Cuando se pregunta por alguien que robó durante la República, se habla sin dudas de Alemán, pero a Batista nunca se toca. El robo de Batista es superior, lo dije en la Conferencia en la UNEAC. Alemán en un segundo lugar y Batista primero. Detrás de ese supuesto error, cosa que no es casual, hay un interés político de ocultar y no perjudicar  a Batista.

Y.G: ¿Cree usted que hay un interés político de poner a Alemán por encima de Batista en la lista de los más corruptos? ¿De parte de quién?

N.B: Cuando se quiere “echar tierra” a los gobiernos auténticos sacan el caso de Alemán[2] .

Y.G: Va a haber mucha polémica en lo que usted ha dicho, sobre que existe un interés de no hablar del Batista corrupto y rico.

N.B: Todo lo que tienen que hacer es poner primero a Batista y segundo a Alemán, no estoy defendiendo a los auténticos. Por esa razón mucha gente lo que hacen es decir, a la hora de opinar de mí: “este es priista”. En el libro “General Regreso” está como se robó el dinero Prío. Cuando me han insinuado cierta parcialidad respecto a los auténticos les respondo: ¿cómo se puede defender a alguien diciendo que es un ladrón?

Y.G: Usted en la conferencia hablaba de cómo nos presentan los gobiernos auténticos gansterismo, corrupción y prebendas familiares.

N.B: Para mí lo importante es la Historia. Hacer que nosotros salvemos muchas cosas de la historia. Mi problema no es Chibas. Apareció una vez más la duda sobre las pruebas en su maleta. Sabía que no tenía pruebas y para demostrarlo no acudía a los adjetivos sino explicar las veces que Chibas mintió, si mintió antes estaba mintiendo después cuando la maleta. Soy un cruzado por la Historia de Cuba. Y lo dije en la conferencia. “No es mi propósito ganarles a otros la porfía. Aspiró que sea la verdad la única triunfadora y por ende la historia de Cuba. Esta amigable batalla la gana el que exponga más y mejores evidencias. No aspiro a convertirme en un cruzado contra Chibás. Aunque si soy un cruzado por la historia del país, por el cual si vale la pena hacerlo. Porque los pueblos que no conocen su historia están condenados a repetirla. Lo cual significa no avanzar quedarse en el mismo lugar y hasta retroceder”.

Continuará…

[1] Se hace referencia al Partido Comunista que fundado en agosto de 1925, fue el primer partido comunista existente en Cuba. Constituyó antecedente de lo que es hoy el Partido Comunista de Cuba fundado en 1965.

[2] En 1946 Ramón Grau San Martín designó como Ministro de Educación al político José Manuel Alemán, quien anteriormente había trabajado con el exministro de Educación durante el Gobierno de Fulgencio Batista, Anselmo Alliegro, juntos amasaron una gran fortuna. Durante el gobierno de Ramón Grau San Martín fue su favorito y sobre todo de la Primera Dama de la República Paulina Alsina de Grau. Desde la posición de Ministro continuó el saqueo del tesoro nacional y creó pandillas de gánsteres a su servicio. Fue obligado a renunciar el 1 de octubre de 1947 debido a la aprobación por el Senado de una moción de desconfianza en su contra. Ese mismo día el presidente Grau lo nombró ministro sin cartera. En diciembre de 1947 ocupó la presidencia del Partido Auténtico en La Habana y en 1948 fue electo senador.

[3] Partido Socialista Popular (PSP). Partido político cubano. Sucesor del primer Partido Comunista de Cuba, el cual existió en la ilegalidad entre 1925 y 1935.

Anuncios

4 comentarios en “Entrevista a Newton Briones Montoto (I): “Soy un cruzado por la Historia de Cuba”

  1. Johan, lo felicito por la entrevista que le hizo a Newton Montonto, pero tambien tengo que felicitar a Newton por ser( como bien dice Mercedes Gonzales) un tremendo historiador, un hombre que ha dedicado sus últimos anos a escribir sobre la Historia de Cuba No me encuentro en Cuba ,pero tengo la suerte de tenerlo a él, que me envía todas sus entrevistas y he podido además leer sus libros, que me han sido de mucha utilidad. Necesitamos muchos más Newton!! para seguir aclarando la historia de nuestro país.

  2. Muy Buena entrevista que te hizo Yohan y tremendo historiador que eres, me gusto mucho todo lo que dijiste sobre Grau San Martin y hasta del propio Batista. Hacen falta más historiadores como tu para poner los puntos sobre las pies con respecto a otra visión sobre la historia de Cuba.

Expresa tu opinión en un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s